Puerto Vallarta, Jalisco. A 11 de Agosto del 2018

 

Camiones de Vallarta:
Una Historia Amarga

El transporte público en este puerto, los camiones pues, tienen un gran impacto en el día a día de las y los vallartenses. Mueven a decenas de miles de personas al día, mantienen a centenares —y matan también a bastantes en cada jornada.
Los camiones son inevitables hasta en lo panorámico, no se puede salir a la calle sin encontrarse con un camión de las tantas rutas que hay.
En el 2012 se desconocía la cantidad de camiones de transporte público, algo completamente extraño pues se debería llevar un registro serio de todas las unidades y sus capacidades, así como sus revisiones y el estado funcional del propio camión para entregar informes certeros. Hace unos días las rutas de camión ruta-empresa pretendían subir el precio tras mejorar las unidades y cumplir con lo que el Gobierno del estado marcó. El gobernador saliente Aristóteles Sandoval hizo una pausa en sus anuncios vía Twitter sobre los logros que su Gobierno, optó por cubrirse con una capa de superhéroe y decir que no permitió ese tal aumento, puesto que “está en contra del beneficio de la ciudadanía”.
La realidad es que el camión va a subir. Aunque el aumento se dejará para después porque el costo del transporte público subirá nada más por la inflación y eso es un hecho, sólo se pelea en estos días cuánto y cuándo será ese aumento del costo para los usuarios. Algunas rutas comienzan a dar servicio desde las 5:30 de la mañana para terminar sus labores 22:15 a más tardar, aún se pueden ver varios vallartenses que se quedan esperanzados a que pase un último camión para que los salve de pedir un impredecible taxi, un abusivo Uber o peor aún, caminar hasta su hogar que sería un hecho de inevitable riesgo pues el aumento en los asaltos al transeúnte han visto un incremento y si le agregamos a miles de personas alarmistas que en redes sociales se encargan de difundir temor, pues tenemos un panorama sombrío si no alcanzamos la última corrida de la ruta que usamos.
Necesitamos el transporte público más de lo que ellos necesitan de los usuarios, tenemos que llegar a tiempo al trabajo o a la escuela, los profesores con justa razón no aceptan como excusa tu cuento de que el camión no se paraba de tan lleno, o que simplemente no te alcanza para pagarlo, en el trabajo, tus vales de despensa o tus bonos de puntualidad se esfuman si llegas tarde sólo un día, a tu jefe le importa muy poco si tu ausencia fue por culpa del camión que tardó en pasar. Se sataniza a conductores y concesionarios pero...
¿Los usuarios del transporte público vallartense son unas santas palomitas? ¡Para nada! Basta con echarle un ojo al triste estado dentro de las unidades, hay basura, rayones descarados, sillas golpeadas, hasta chicles en los asientos puestos con alevosía y ventaja.
Los usuarios recurrentes de este servicio se preguntan si en realidad se deben de quejar tanto con eso de que está muy caro, pero no cuidan las unidades y eso es un hecho que a muchos consta, ¿Cómo querer un transporte digno y eficiente si alguien con poca educación y conciencia civil pone un garabato con plumón permanente en la ventana?
Es vital una trato lleno de armonía entre el usuario y el transporte público, la cantidad de personas que necesitamos el servicio es importante y afecta directamente a la economía y hasta en la seguridad de muchas personas en todas las colonias, se deben priorizar convenios y tener siempre una bandera de buen diálogo para resolver los difíciles problemas que atañan las grandes ciudades.
Vallarta, como líder en muchos ámbitos del país, tiene la responsabilidad de responden con presteza a estos retos urbanos, que aquí, entre nosotros, es sólo uno de un chin..., bueno, de muchos.

Cinco Meses con
el Nuevo Modelo

Tras décadas de ser un sueño, la mejora del servicio de camiones urbanos en Vallarta llegó el 24 de marzo pasado con el transporte en el modelo empresarial puesto en marcha en Puerto Vallarta en una primera etapa, con el arranque de la Ruta Troncal Bulevar Francisco Medina Ascencio que contará con 60 unidades.
Luego de 30 años se moderniza el servicio de transporte público en nuestra ciudad y se espera que saldrán de circulación 490 unidades antiguas que operaban, para introducir el esquema empresarial que tendrá en total 334 camiones ecológicos (a gas natural).
El transporte público de Vallarta tenía un rezago de 30 años y fue el propio gobernador del Estado, Jorge Aristóteles Sandoval Díaz, quien dio el banderazo a la primera etapa de los nuevos camiones que beneficiarán a 178 mil personas con transporte que reduce los tiempos de traslado, disminuye las emisiones de gases de efecto invernadero y con el sistema prepago evita accidentes vehiculares causados por la distracción de los choferes.
“Para la transformación, hoy en el mundo se está orientando de acuerdo al transporte, una ciudad que tiene mejor transporte como hoy es la Ruta-Empresa, no sólo significa que se renueven los vehículos o se implemente un sistema nuevo y moderno que atienda a las necesidades de esta ciudad que está en permanente desarrollo y transformación y, además, es uno de los destinos turísticos más importantes”, indicó Aristóteles.

Los Medios y la Ley Chayote

En muchos casos los medios de comunicación dependen aproximadamente en un cincuenta por ciento o más de los ingresos que reciben como financiamiento directamente de prensa oficial de los gobiernos.
Esto se debe a una tendencia internacional creciente de migrar el presupuesto publicitario de las empresas a las redes sociales y medios digitales y por otro lado, al notable crecimiento a lo largo de los años de la inversión de los gobiernos federales, estatales y municipales en comunicación oficial. Lo que ha generado este desequilibrio en el financiamiento de la prensa, por un lado menos ingresos de mercado y por otro lado más dependencia en la publicidad oficial de los gobiernos.
Si los medios y sus directivos son débiles, la dependencia económica con los contratos gubernamentales trae consigo diversos efectos negativos. Entre ellos, la influencia de los gobiernos en los contenidos publicados, ya que al ser los principales “clientes” han adquirido cierto nivel de decisión en la forma y en el fondo de los artículos publicados. De esta manera se altera una agenda imparcial y autónoma de los medios. Por otra parte, la pluralidad de voces y la profesionalización del personal que labora en los medios de comunicación se estancan ya que esta injerencia insana del Gobierno impide o bloquea el desarrollo interno de sus procesos y de su personal.
Si los medios y sus directivos son débiles se compromente la veracidad y la calidad informativa, y se provoca la caída abrupta de las ventas de ejemplares impresos, ya que la tendencia es la consulta de información en los medios digitales, concretamente en las redes sociales.
Si los medios y sus directivos son débiles se puede caer en una dependencia financiera entre medios y gobiernos, dificulta la apuesta por nuevos formatos, estilos y plumas que oxigenen y den una nueva cara a los contenidos.
Y con esto presente, “innovar o morir” es una decisión muy alejada de la realidad en la que muchos de los medios en el país se encuentran.
En relación a esto, la propuesta de Pedro Kumamoto por adecuar la iniciativa de la ley presentada por el Congreso de Jalisco para armonizarse con la normatividad federal en materia de Comunicación Social es muy trascendental. Sobre todo en los apartados que procuran no condicionar la publicidad oficial a cambio de notas “a modo” y evitar la concentración de recursos oficiales en unos cuantos medios de comunicación, que además resultan tener un manejo discrecional y sin reglas claras de operación.
Terminar con este mecanismo perverso de censura y malas prácticas es fundamental para dotar de mayor autonomía e igualdad de condiciones a los medios de comunicación. Se dice además con cierta razón que gobernar es comunicar. Esto, siempre y cuando lo que difundan los gobiernos sirva para formar ciudadanía y transparentar el ejercicio no sólo del presupuesto sino de la rendición de cuentas en términos de resultados. El culto a la personalidad de los gobernantes es cosa del pasado y totalmente ineficiente como se corroboró en las elecciones de julio.
CONTACTO: Twitter @RODRIGOAGUILERA Whatsapp: 5583519605 FACE: https://www.facebook.com/RodrigoAguile/ En la web: http://elcu4rtopod3r.blogspot.mx